miércoles 03.06.2020

Cómo trabajar desde casa y no dormirte en el intento

Teletrabajo y confinamiento o cómo intentar sobrevivir en tiempos de coronavirus
Cómo trabajar desde casa y no dormirte en el intento
Cómo trabajar desde casa y no dormirte en el intento

El coronavirus lanza un nuevo reto a medio mundo, teletrabajar. La medida se extiende a muchas empresas y de forma prioritaria para así evitar la expasión del COVID-19.

Os traemos algunos consejos para sobrevivir al teletrabajo sin dormirte en el intento.

Trucos para controlar el estrés y ansiedad: Consúltalos aquí

 

Levantarte como si fueras al trabajo

Para que el día cunda de verdad, tienes que levantarte como lo haces habitualmente. No tiene que ser tan temprano como si tuvieras que desplazarte, pero sí a una hora prudente antes del inicio de tu jornada de teletrabajo.

Toda rutina habitual incluye ducharte, vestirte y desayunar bien para empezar el día con energía.

La primera recomendación que encontrará en muchísimos sitios sobre el teletrabajo es que te vistas con ropa de diario. Algo que te permita estar cómodo pero que no sea para dormir, no permitas que la pandemia de coronavirus te vuelva perezoso y quítate el pijama.

Escoge tu lugar

Jamás escojas tu cama como lugar de trabajo. Sí que puede ser cómoda, pero puedes quedarte todo el día ahí con todo lo que acarrea: dolor de espalda, de cuello...

Trata de moverte todo lo que puedas mientras trabajas, de la cocina, al sofá, al salón, al escritorio...Para desarrollar el teletrabajo es necesario tener un lugar destinado a ello. Si no estás acostumbrado a teletrabajar, es mejor evitar cualquier distracción, como la tele y la radio.

Selecciona una zona de la casa tranquila, con el menor ruido posible y en la que puedas mantener llamadas o reuniones sin que nadie te moleste.

Respeta tus descansos

Las paradas para descansar, estirarte, tomar un café o caminar un poco harán que regreses con las pilas cargadas. Lo importante es coger impulso para continuar con la jornada laboral..

Intenta marcar el descanso como si los hicieras en tu puesto de trabajo habitual, así será más fácil tomártelo.

5 juegos sencillos para entretener a los peques durante la cuarentena sin una pantalla

 

Contacta con tus compañeros

Mantén el contacto con el resto de tus compañeros de trabajo. Haciendo videollamadas o reuniones online podréis mantener la coordinación en las tareas y así trabajar mejor.

Debido al aislamiento por coronavirus, mantén las relaciones sociales a través de diferentes plataformas para que así sigas consciente de la realidad. Tanto tú como tus compañeros de trabajo agradeceréis la interacción virtual.

No te olvides de comer

No hay nada peor que picar entre horas, y eso en confinamiento por coronavirus quizás lo hagamos todavía más. 

Pero los humanos establecemos una hora determinada para comer y no debes dejar de hacerlo por mucha cuarentena que haya. Decide por las mañanas qué vas a comer y ponte una alarma para cocinar.

Desconecta

Trabajar en casa puede hacer que incluso le dediques más horas de las necesarias al trabajo. Así que una vez que finalices tu jornada laboral, cierra ordenadores, aplicaciones, móviles y cualquier cosa relacionada con tu trabajo.

Dedícate a realizar otra serie de tareas que seguramente el aislamiento requiera, como bajar a hacer alguna compra, pasear al perro, limpiar la casa.

El teletrabajo durante el aislamiento nos hace salir un poco de la zona de confort puesto que no estamos acostumbrados a trabajar así habitualmente.

Organiza el tiempo y el horario y, recuerda, pasar tiempo con la familia también es importante.

Sexo y coronavirus: Descubre la creatividad en la cama

Cómo trabajar desde casa y no dormirte en el intento
Comentarios
x